El Pacífico en el siglo XXI

 

Habría que pensar qué es lo más útil para el individuo de a pie: si la afinidad ideológica entre las altas esferas políticas que conducen las relaciones internacionales o la oportunidad de buscar beneficios más allá de las fronteras.

 

 

Gran parte del sistema internacional que conocemos hoy en día es producto de un periodo conocido como la Guerra Fría, cuyo desenlace ya conocemos y del que podemos identificar fácilmente los ejemplos de éxito y fracaso. No obstante, la experiencia asiática se presenta como una excepción a la dicotomía ideológica, pues parte de dinámicas internas más pragmáticas, que poco después influyeron en la esfera global y que hoy en día, juegan un rol crucial en la caracterización del siglo XXI, como el siglo asiático.  

 

Asia-Pacífico es una excepción a la narrativa histórica que creó la época de la Guerra Fría, pues tal concepto fue creado en un contexto europeo y acuñado en el resto del mundo. Mientras Occidente vivía la Guerra Fría, en Asia se desataron las Guerras Calientes —basta con recordar las guerras de Vietnam o de Corea para aclarar que esta época no fue un periodo apacible en el continente. Por el contrario, tal complejidad de los hechos es la que da lugar a la formación de Estados con un fuerte componente ideológico y que aún hoy se presentan como elementos de conflicto: las tensiones en la península coreana son un ejemplo. 

 

Sin embargo, el fin de la Guerra Fría y el surgimiento del fenómeno de la globalización económica ha dado lugar a sucesos más objetivos e innovadores, desmarcados del viejo concepto antagónico que marcó el rumbo de las relaciones internacionales en el siglo pasado. Tal fenómeno, ha replanteado las relaciones entre los Estados, mitigando la volatilidad política a través del comercio y la interdependencia. Hace cincuenta años era impensable que países  como EEUU y China estuvieran negociando un acuerdo comercial, hoy lo hacen por deber, por la obligación de guiar sus relaciones conforme a los hechos y no a la voluntad política.

 

Se podría afirmar, que la interdependencia económica ha limitado el poder político y flexibilizado la forma en que los países se relacionan, pues lo local y lo global ya no comparten los mismos lineamientos.

 

Resulta paradójico que Estados de más de cien años de antigüedad en América y Europa aún se sigan devolviendo a preceptos ideológicos en el ámbito internacional. Mientras tanto, Estados nuevos o profundamente reformados como Vietnam o Tailandia, han emprendido un camino mucho más pragmático, alejado de la retórica política y más concentrados en el desarrollo económico a través de la globalización. 

 

“La derrota del comunismo en Indonesia, la victoria comunista en Vietnam, el vuelco hacia el capitalismo en China y el surgimiento de economías exitosamente industrializadas (Corea del Sur, Taiwán, Hong Kong y Singapur) son puntadas en la historia regional que marcan la retirada de los imperativos de la Guerra Fría” [1].

 

En este contexto podemos ver las relaciones internacionales actuales de una manera más objetiva, alejada de la marginalidad política y enfocada en una interacción de mutuo beneficio fundamentada en la globalización económica y los supuestos que ella implica: libre flujo de personas, bienes y servicios [2].

 

Hoy en día, el océano pacífico ha dejado de ser aquella pieza que faltaba para cerrar el globo y se presenta como el escenario para promover el desarrollo económico global. Por un lado, se encuentran las economías pujantes de Asia Oriental, con China encabezando el comercio mundial [3] y el sudeste asiático, agrupado en ASEAN [4], emergiendo como uno de los bloques económicos más prometedores. Por el otro, se presentan las economías industrializadas de Norteamérica [5] y las economías integradas del pacífico latinoamericano, agrupadas en la Alianza del Pacífico [6]

 

Sin duda, el Pacífico es un escenario en desarrollo, pues su surgimiento ha sido posible a causa de la adopción de lineamientos más pragmáticos [7], acordes con el fenómeno de la globalización y desmarcados de los imperativos antagónicos de la Guerra Fría, acuñados en ambos lados del Atlántico.  

 

Pese a que países latinoamericanos como Chile y Perú han logrado entender este contexto hace varios años, posicionándose como actores económicos clave en el Pacífico y reduciendo su dependencia respecto a socios tradicionales como EEUU y Europa, Colombia y otros países de la región aún persisten en mantener unas relaciones internacionales basadas en la marginalidad política y peor aún, subordinando las relaciones económicas a la afinidad ideológica. 

 

Habría que pensar qué es lo más útil para el individuo de a pie: si la afinidad ideológica entre las altas esferas políticas que conducen las relaciones internacionales o la oportunidad de buscar beneficios más allá de las fronteras.

 

[1] Iacobelli, P., & Cribb, R. (2017). Introducción: la Guerra Fría local y global. En P. Iacobelli, R. Cribb, & J. L. Perelló, ASIA Y EL PACÍFICO DURANTE LA GUERRA FRÍA. Santiago de Chile : FCE.

[2] Rajagopal. (2009). Chapter 1 UNDERSTANDING GLOBALIZATION. En Rajagopal, Globalization Thrust : Driving Nations Competitive. Nova Science Publishers, Inc.

[3] WTO. (04 de 01 de 2019). China. Obtenido de World Trade Organization: https://www.wto.org/english/res_e/statis_e/daily_update_e/trade_profiles/CN_e.pdf

[4] ASEAN. (01 de 04 de 2019). ASEAN Member States. Obtenido de ASEAN | ONE VISION ONE IDENTITY ONE COMMUNITY: https://asean.org/asean/asean-member-states/

[5] McBride, J., & Sergie, M. A. (1 de 10 de 2018). NAFTA’s Economic Impact. Obtenido de CFR: https://www.cfr.org/backgrounder/naftas-economic-impact

[6] Alianza del Pacífico. (1 de 04 de 2019). ¿Qué es la Alianza del Pacífico? Obtenido de Alianza del Pacífico. El poder de la integración.: https://alianzapacifico.net/que-es-la-alianza/

[7] Ellerman, D. (2010). Pragmatism versus economics ideology in the postsocialist transition: China versus Russia. Real-World Economics Review, issue no. 52 , 2-27. Obtenido de http://www.paecon.net/PAEReview/issue52/Ellerman52.pdf

Autor entrada: Sebastian Rodríguez R.

Sebastián Rodríguez es estudiante de Relaciones Internacionales en la Universidad Jorge Tadeo Lozano, pasante en el Consulado General de la República de Colombia en Cantón, República Popular de China. @sebrodb