¿Cómo funciona el sistema de pensiones australiano?

¿No debe ser esta una guía para reformar el sistema de pensiones en Colombia?

En la actualidad, Australia tiene el tercer mejor sistema de pensiones del mundo solo detrás de Dinamarca y Holanda. Estos tres sistemas tienen en común una pensión pública mínima y la administración privada de los fondos que proceden de contribuciones obligatorias y voluntarias.

Superannuation, el sistema de pensiones australiano, está conformado por tres pilares: el Solidario, por parte del gobierno, que garantiza una pensión mínima de 867 dólares australianos (627 dólares estadounidenses); el Contributivo, por parte del empleador, que deposita obligatoriamente el 9,5% del salario del empleado, y el Voluntario, por parte del empleado y/o empleador, que aporta y obtiene reducciones de impuestos.

Los pilares Solidario y Contributivo fueron implementados en 1992. El pilar Voluntario fue implementado en 1914.

Se tiene dos excepciones a las contribuciones obligatorias, la primera, si se percibe un ingreso menor a 450 dólares australianos mensuales (326 dólares estadounidenses), y la segunda, si se es empleado independiente. En este segundo caso la elección del monto es libre.

Otro aspecto relevante del sistema de pensiones australiano es que permite retirar los fondos acumulados a la edad de jubilación —65 años— y realizar un retiro programado anual del 10% entre los 55 y 65 años, con el compromiso de no volver a trabajar.

Los fondos obligatorios y voluntarios son administrados por más de 500.000 Superannuation Funds (Super). Los empleados eligen —exceptuando que los empleadores lo estipulen— en cuál Super depositar sus contribuciones y estos compiten ofreciendo condiciones favorables para invertir los respectivos ahorros.

Las posibilidades de inversión que ofrecen los Super se dividen en cuatro. En la primera se invierte el 85% de los fondos en acciones y propiedades, el 15% restante se mantiene como efectivo y se deposita a interés fijo. El retorno es del 5%. El riesgo alto.

En la segunda se invierte el 70% de los fondos en acciones y propiedades, el 30% restante se mantiene como efectivo y se deposita a interés fijo. El retorno es del 4,8%. El riesgo es medio.

En la tercera se invierte el 30% de los fondos en acciones y propiedades, el 70% restante se mantiene como efectivo y se deposita a interés fijo. El retorno es del 3,8%. El riesgo es bajo.

En la cuarta el 100% de los fondos se mantiene como efectivo y se deposita a un interés fijo. El retorno es del 2,7%. El riesgo es muy bajo.

También es posible invertir de acuerdo al ciclo de vida. Si se es menor de 45 años se invierte el 85% en acciones y propiedades y el 15% restante se mantiene como efectivo y se deposita a interés fijo.

Entre 45 y 54 años se invierte el 75% en acciones y propiedades y el 25% restante se mantiene como efectivo y se deposita a interés fijo.

Entre 55 y 64 años se invierte el 55% en acciones y propiedades y el 45% restante se mantiene como efectivo y se deposita a interés fijo.

Si es mayor de 65 años se invierte el 40% en acciones y propiedades y el 60% restante se mantiene como efectivo y se deposita a interés fijo.

El pilar Solidario tiene luces y sombras. Las luces es que asegura a los australianos ante su jubilación, edad en la que es poco —o nada— probable acceder a plazas laborales y en la que, por falta de previsión o fortuna, pueden no t